Anuncis
  • Categories

  • Arxiu

El Silencio que queda.

Sobre un tocón
en la calle de arriba,
el paseante: Buenas,
sin mirar: Buenas…
el Silencio del martillo
que rompe almendras.

Sobre la tierra roya
que cabe en un Cerrado,
el agua da saltitos
por los caballones,
el Silencio de una azada
que cultiva corazones.

Sobre laudes y guitarros,
tocando la Rondalla,
diez dedos trabajados
y 15 huesos en retáhila,
marcas con Silencio
el ritmo del que baila.

El Sol de Octubre
se enfrió como un Febrero,
en Silencio sobre tu tierra,
Buen Viaje… Federo.

Anuncis